Saltear al contenido principal
LA RELOJERÍA JAMÁS CONTADA
abril 17, 2021 14:53

Rider de Isotope Watches

&

 555 Lecturas de este artículo

Rider es la primera creación de Isotope Watches, una marca que tiene revolucionadas las redes sociales. Creada a finales de 2015 por un grupo de emprendedores de Londres, Isotope Watches ha logrado salir adelante gracias a un sólido proyecto que logró encontrar un socio inversor. Su propietario es WoS Ltd., una empresa del norte de Londres que ha decidido financiarlo y que permite a sus creadores mantenerse al frente de su dirección. En las últimas semanas muchos de los que estamos pendientes de las redes sociales hemos visto cómo ha surgido esta pequeña marca que ha venido haciéndose con un lugar propio en los medios.

En este mercado de la relojería, en ocasiones con propuestas poco interesantes, cuando surge una nueva propuesta válida intentando salir adelante, creo que se debe apoyar y contribuir a su difusión; en mi opinión estas iniciativas merecen ser difundidas por ser algo único y totalmente distinto a todo lo demás.

Isotope_Rider_3

 

Isotope Watches nació para dar vida a complicaciones relojeras swiss made y para cumplir sus sueños, para crear algo que no se ha hecho aún. Lo que Isotope persigue en cuanto a diseño es crear un producto inspirado en la era post art déco, esa época del diseño tan exquisita que comprende prácticamente toda la década de los años treinta y parte de los cuarenta. Claro, la inspiración surge cuando recordamos esas nostálgicas caravanas metálicas Streamline, aquel famoso coche de finales de los treinta como es el Phantom Corsair y esos elegantes botes de diseño Garfield Wood en los que vimos a Matt Damon navegando por los canales de Venecia interpretando al talentoso Mr. Ripley.

¿Cúal es el secreto del Isotope Rider?

Isotope ha presentado hace solamente unos días su primer modelo. Su nombre es Rider, un excepcional horas saltantes en una edición limitada de 99 unidades. En mi opinión, Isotope ha logrado representar esta estética y algo mucho más importante, proyectar una identidad propia, y esto es muy difícil de lograr. Por ello, uno de los aspectos de este reloj que debo destacar es su originalidad. No es ningún secreto que una gran cantidad de marcas que no pueden crear sus propios movimientos tengan que recurrir a adquirir movimientos genéricos para sus creaciones, tanto que sinceramente han abusado de este recurso.

Isotope_Rider_4

 

Además, algunas marcas lo han hecho afirmando incluso que sus movimientos son de fabricación propia, es por eso que con el paso de los años dichas marcas pierden interés por parte del público por otras marcas que sí producen dichos movimientos. La verdad es que no hay ningún problema en utilizar movimientos genéricos, lo que no está bien es ocultarlo. En la actualidad existen multitud de marcas que surgen como microempresas y que recurren a estos movimientos genéricos, que han sido creados precisamente para este tipo de empresas.

La diferencia que veo en Isotope con Rider es que utiliza el conocido calibre 2824-2 de ETA, pero lo que me ha llamado la atención de esta firma londinense es cómo han adaptado dicho movimiento a sus necesidades. Una de sus primeras intenciones era crear un guardatiempos de horas saltantes, y para ello han modificado el movimiento de ETA haciéndolo a su medida. Esto es lo que realmente tiene valor de esta marca, aparte de la gran originalidad de su diseño.

Isotope_Rider_5

¿Qué tiene que ofrecer el Isotope Rider?

El Isotope Rider yace en una caja de 47,4 mm de acero de acero inoxidable 316L, soporta 100 metros de estanqueidad. En sus adentros, como ya os he dicho, se encuentra el conocido 2824-2 de ETA modificado; este movimiento es elegido por una gran cantidad de marcas por su fiabilidad, precisión y bajo mantenimiento. Isotope ha añadido un módulo de horas saltantes que podemos ver en la esfera a las 6. El volante oscila a 28.800 alternancias y tiene una reserva de marcha de 38 horas. Además, posee el sistema de protección antigolpes Incabloc. Sobre la esfera se pueden divisar minutos y segundos centrales y las horas son determinadas por la ventana de las horas saltantes ubicada a las 6.

Aunque ya os he dicho que esta empresa es británica, tanto el ensamblaje como la fabricación del módulo de horas saltantes se hacen en Suiza en La Chaux-de-Fonds.

Isotope_Rider_6

 

El Isotope Rider es un tributo a la memoria de Josef Pallweber, el creador de las horas saltantes, y a Gerald Genta, que a lo largo de su vida creó una gran variedad de guardatiempos con horas saltantes bastante originales. ¡Mucha suerte, Isotope!

Si estáis interesados en conocer en detalles los precios de estos relojes, os recomiendo consultar la web de Isotope Watches.

AGRADECIMIENTOS

Quiero agradecer la colaboración de José Miranda de Isotope Watches con Relojes Increíbles.

Además, quiero daros las gracias a todos los que leéis mi blog y me seguís por Twitter @R_Increibles, por Instagram mauricioamoroso y en la página de Relojes Increíbles en Facebook.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Volver arriba
×Close search
Buscar